top of page

SpaceX finalmente ha probado todos los motores de la primera etapa de la Starship:



SpaceX ha completado una prueba más en la Starship, antes de ser lanzada en su primer test de vuelo real para alcanzar la órbita del planeta por primera vez. Esta etapa, llamada de "fuego estático", es uno de los últimos pasos antes de que la compañía intente lanzar el cohete al espacio.


De acuerdo con Elon Musk, el prototipo probó 31 de los 33 motores con los que cuenta la etapa, los suficientes para que pueda llegar a la órbita, y se completó el tiempo esperado de encendido sin problema.


Según Musk, SpaceX decidió apagar uno de los motores antes de la prueba, mientras que el segundo se "detuvo solo", aunque se generó el empuje esperado como para no tener problemas en el despegue.


De acuerdo con Frontera Espacial, con esta prueba, el Super Heavy Booster 7, la primera etapa de la Starship se convierte en el encendido estático más potente en la historia espacial.


Así fue el encendido de la primera etapa




En comparativa, este cohete es 1.5 veces más potente que el N1 soviético, 1.9 veces más que el Space Launch System de la misión Artemis I, dos veces que el Saturno V, tres más que el Falcon Heavy y nueve más que el Falcon 9.


Un camino de retrasos parece llegar a su fin

El propio Elon Musk comentó previamente que la compañía podría intentar el lanzamiento del prototipo tan cerca como el mes de marzo, un evento que requería que las pruebas restantes salieran bien.


En enero el magnate también reveló que existía una posibilidad "real" de lanzar la Starship a finales de febrero, aunque el intento en marzo era más probable.


If remaining tests go well, we will attempt a Starship launch next month
— Elon Musk (@elonmusk) February 4, 2023

Hasta ahora, el vuelo de la Starship, diseñada para transportar carga y personas más allá de la Tierra, y una parte esencial del plan de la NASA para regresar a los astronautas a la Luna ha visto una serie de retrasos. Originalmente el lanzamiento estaba contemplado para verano de 2021, aunque la fecha se ha ido aplazando por problemas en el desarrollo, además de la aprobación regulatoria para el despegue.


Por lo pronto, el siguiente paso para SpaceX es analizar los datos de la prueba, y según la presidenta y directora de operaciones, Gwynne Shotwell, en caso de ser exitosa, la compañía estaría lista para el despegue "dentro de un mes, mas o menos".


Creditos: XATAKA

bottom of page