top of page
  • Foto del escritorOscar C

Motorola bloqueará smartphones en México que hayan sido comprados en mercado gris


Empezó como una "campaña de concientización" y rápidamente se transformó en otra cosa. Motorola ha confirmado que, a partir del 27 de julio del 2023, los smartphones conseguidos en mercado gris serán definitivamente deshabilitados en México.


Eso quiere decir que personas que consigan un smartphone Motorola en México que no esté homologado y no cumpla con la Norma Oficial Mexicana 24 verán desactivados su smartphones por el fabricante. La medida es radical y solo la hemos visto con ZTE, así que, aunque casi no tiene precedentes, ahora fácilmente podría comenzar a expandirse para llegar a otros fabricantes.


La compra-venta en mercado gris de smartphones Motorola se ha quintuplicado en el transcurso de tres años, según cifras de la marca. El fabricante asegura que los equipos importados de manera irregular pueden no ser compatibles con algunas bandas o, en el peor de los casos, su mal funcionamiento "puede provocar daños personales o patrimoniales", según Motorola.


Cómo funcionará la deshabilitación, cuándo empezará y para quiénes aplica


Los equipos que serán bloqueados serán los conseguidos en México a través del 27 de julio de 2023. La deshabilitación no será retroactiva, así que no será aplicable para smartphones activados antes de esa fecha. Para los equipos activados el 27 de julio de 2023 o después, Motorola enviará dos alertas: la primera el día de la activación y una segunda al día 10. El día 11 luego de la activación el smartphone será deshabilitado, lo que quiere decir que no podrán usarse ni archivos, ni apps ni funciones. El smartphone solo servirá para hacer llamadas de emergencia.


Hay una excepción importante: los smartphones conseguidos por usuarios en el extranjero para su uso en México no serán deshabilitados, sino que recibirán únicamente una alerta sobre su uso y el mercado gris. A decir de Motorola México:


"Los dispositivos Motorola a los que no aplica la deshabilitación serán los que no reciban la alerta de deshabilitación, así como aquellos dispositivos adquiridos presencialmente directo por el consumidor en el extranjero para su uso en México a canales autorizados u oficiales que comercialicen productos adquiridos directamente a Motorola. A estos dispositivos únicamente les llegará la alerta de uso".


Armando Rangel, Gerente de Producto de Motorola México, dijo a Xataka México en mayo pasado, cuando fue anunciada la primera campaña de concientización, que la opción de deshabilitación de equipos no estaba totalmente descartada principalmente porque Motorola tenía como propósito alertar a las personas que importan smartphones por canales oficiales sin siquiera estar saberlo. Es decir, usuarios que acuden a plataformas de comercio electrónico y consiguen equipos a precios más bajos que el costo oficial y cuyo atractivo descuento es producto de que el smartphone es importado y no está homologado en México.


Motorola ahora ofrecerá a compradores que vean deshabilitados sus smartphones un 30% de descuento en la compra de un smartphone Motorola homologado en México. El proceso consistirá en una validación de IMEI del dispositivo irregular, el llenado de un formulario y finalmente la recepción del cupón que tendrá 30 días de vigencia para su uso. El dispositivo deshabilitado no será requerido para adquirir el descuento, a decir de Motorola.


El proceso podrá iniciarse en el portal que tiene información sobre la deshabilitación de equipos que estará en línea a partir del 27 de julio.


Cómo detectar un smartphone Motorola certificado en México


Los smartphones homologados deberían incluir en caja la etiqueta correspondiente a la NOM024, así que las letras N-O-M deberían ser perfectamente visible en la caja. El producto también debe contar con los requerimentos eléctricos y debe indicar que fue importado por Motorola Comecial SA de CV.



Hace solo dos meses no parecía que Motorola estuviera dispuesta a declararle la guerra a los dispositivos importados no homologados pero el panorama cambió rápidamente después que la campaña de concientización no pareciera concientizar a nadie. El dilema ahora es importante: ¿los usuarios en México deberían ser capaces de comprar productos que en México no han recibido el apropiado proceso de homologación? Lo que parece haber ocurrido con ZTE parece indicar que no. Vaya, hasta Profeco se ha pronunciado en favor de alertar sobre el mercado gris, pero nunca se ha pronunciado a favor de que fabricantes puedan unilateralmente bloquear smartphones importados.


El tema se complica más con la premisa que los usuarios que compren smartphones en el extranjero no verán sus dispositivos bloqueados, lo que implica que quienes tengan los medios para poder viajar fuera del país y adquirir un equipo serán los únicos que no tendrán afectaciones. No parece ser el argumento más justo para mexicanos que Motorola no pretendía afectar en un inicio, según lo dicho por Rangel: mexicanos que a sabiendas de los riesgos del mercado gris y con conocimiento de la pérdida de garantía de sus smartphones, deciden comprar equipos no homologados sin tener que dejar el país.



ZTE se subió al buque del bloqueo de smartphones en mercado gris desde hace tiempo, pero nadie prestó demasiada atención al ser un fabricante relativamente pequeño. Lo siguiente para la industria podría ser mayúsculo si se considera que Motorola fue líder de ventas de smartphones en México para el segundo trimestre de 2022, superando incluso a Samsung. Eso podría ser el paraguas perfecto para que otros fabricantes que han visto el tema del mercado gris y de manera conservadora han decidido no actuar, salgan de sus trincheras y tomen un camino. La pregunta es qué tanto los derechos de los usuarios están en riesgo.


Creditos: XATAKA

bottom of page